Alianzas

Desde que los sirios se sumaron a las movilizaciones de la Primavera Árabe la represión en el país no ha dejado de aumentar, con cifras de más de 1.500 muertos, según organizaciones de derechos humanos, y más de 10.000 detenidos. La narrativa oficial sigue presentando una realidad de disturbios puntuales y promovidos por los países occidentales, pero los contenidos que comparten ciudadanos sirios desde dentro y fuera del país se propagan por Internet de un modo impensable hace sólo unos meses.

Las detenciones se han convertido en algo cotidiano. Sólo este fin de semana fueron arrestados, entre muchos otros, cinco conocidos activistas por los derechos humanos, entre ellos varios colaboradores de proyectos de Naciones Unidas: Ola Ramadan, Bissan Jasin, y otros a los que sus familias nos han pedido que no se dé publicidad. Quienes participan en las movilizaciones en Siria son calificados por las agencias de comunicación oficiales como “vándalos”, “malhechores”, “salafistas”, “agentes estadounidenses e israelíes”. Las descalificaciones a menudo se contradicen y llegan a extremos delirantes como la publicación de las supuestas razones que justifican el asesinato y la tortura de Hamza El-Khatib, el niño de 13 años que se ha convertido en símbolo de la represión en Siria. En un principio el gobierno negó la responsabilidad del secuestro y la muerte de Hamza, pero poco después se publicaba en distintos periódicos y comunicados oficiales que el niño estaba implicado en una red salafista que violaba a mujeres de soldados.

Este tipo de argumentos choca con la imparable producción de contenidos online que responden con indignación o con ironía a las narrativas oficiales. Blogs como “Hachís sirio”, de un autor que se identifica como “nacido y criado en Siria y estudiando un máster” dan muestra de hasta qué punto los jóvenes sirios han perdido el miedo y lo demuestran a través de los espacios y herramientas digitales. Una de sus últimas entradas incluye un párrafo en el que se dirige al Presidente Basshar El Asad, tras uno de sus discursos, en un tono muy alejado de la distancia que marcan las autoridades sirias con sus ciudadanos:

Hermano, cómo te lo explico… siento que hay problemas de comunicación entre tú y yo, me parece que no me entiendes… Aunque eres médico, y mira que nos han taladrado los oídos con eso de que eres médico, y has estudiado en Occidente… ¿Y qué? Yo también estudié en Occidente, dos veces además… Y no soy presidente, pero me entiendo bien con mucha gente, a veces hasta soy intuitivo, aunque otras no… Pero tú, oh inteligente doctor, no pareces nada intuitivo… como si sólo supieras disparar… ¿En serio, por qué estás haciendo todo esto?

Entre los espacios más populares entre los jóvenes sirios se encuentra también la página de facebook “La revolución china”, que satiriza los sucesos en Siria como si se produjesen en China, mezclando personajes reales y ficticios. En una de sus entradas bromean con las visitas que ofrece el gobierno a la prensa extranjera para mostrarles las fosas donde entierran a los agentes asesinados.

El Ministerio de Información chino invita a todos los periodistas y corresponsales de agencias de noticias (neutrales) presentes en China a asistir a la celebración dedicada al desubrimiento de una nueva fosa común en Jisr al-Uyghur. Hora y fecha: mañana a las 14.00. El evento incluye recepción y cóctel. Que nuestras tierras se llenen siempre de tan gratas ocasiones.

Unos contenidos, un tono y unas conversaciones que eran impensables hace menos de un año. El reportaje “Siria: La comedia negra de la revolución”, en Global Voices Online, analiza el humor como mecanismo de defensa y respuesta ciudadana a la represión, con cientos de contenidos que satirizan los discursos gubernamentales.

También vídeos como este, con cientos de miles de visitas, dan la vuelta al mundo, contrarrestando con ironía los argumentos oficiales que los sirios conocen bien:

“The strongs heroes of Moscu”


Durante el 2010, gracias a Periodismo Humano, he tenido la oportunidad de compartir en este espacio aspectos relacionados con Oriente Medio y Norte de África, algunos de ellos con poca cobertura en otros medios. A través del trabajo de estos meses he conocido a blogueros y activistas por los derechos humanos que nos ayudan a acercarnos, sin necesidad de intermediarios, a las complejas y diversas realidades de la región. Me gustaría dedicar este primer post de 2011 a algunos de esos blogueros, concretamente a 10 con los que he colaborado este año, y a su contribución al conocimiento de la región.

Banner de las protestas en Sidi Bouzid. Nawaat.org

  1. Ali Abudlemam: Bloguero bahreiní, autor del proyecto Global Voices y fundador del foro Bahrein Online, uno de los más visitados del país. En septiembre fue detenido en medio de una campaña de represión contra la oposición al Gobierno de país, junto con otros activistas. Abdulemam es un pionero entre los activistas árabes en el uso de Internet para promover una reforma democrática pacífica. Desde su detención se ha creado una campaña para presionar por su liberación y la del resto de detenidos, que promueven, entre otros, los blogueros que menciono a continuación y con los que he tenido la suerte de colaborar estos meses.
  2. Anas Qtiesh: Bloguero y traductor sirio especializado en la blogosfera y el acceso a Internet en Siria. Es editor de GlobalVoices, comunidad internacional de blogueros que hace un seguimiento de la blogosfera y el periodismo ciudadano en cada país.
  3. Hicham Almiraat: Médico marroquí residente en Francia, es autor de Global Voices y co-fundador junto con Jillian C York del foro por el diálogo y la libertad de expresión en Marruecos Talk Morocco,. Escribe sobre gobernanza, derechos humanos y hace un seguimiento de la blogosfera marroquí y los riesgos y problemas a los que se enfrentan los blogueros en su país y en el resto de la región.
  4. Jillian C York: Periodista estadounidense que escribe sobre activismo y libertad de expresión, con un enfoque especializado en Oriente Medio y Norte de África y en las comunidades musulmanas en EEUU. Trabaja en el Berkman Center for Internet and Society de Harvard, es co-fundadora del foro sobre Marruecos Talk Morocco, autora de Global Voices y colaboradora de distintos medios, en los que ofrece una visión que no abunda en los medios de comunicación estadounidenses.
  5. Malek Al-Khadraoui: Activista tunecino residente en París, es administrador del blog colectivo Nawaat.org, blog colectivo sobre noticias relacionadas con Túnez que incluye el proyecto Tunileaks, que recopila y analiza los cables de Wikileaks relacionados con Túnez.
  6. Mohammed al-Gohary: Ingeniero egipcio, responsable de medios sociales del diario Al-Masry Alyoum. Cuenta desde dentro la tensión entre el Gobierno de su país y la sociedad civil, la represión contra la libertad de expresión y en particular contra blogueros y activistas en Internet. Ha ofrecido una amplia cobertura de las elecciones en Egipto y la cuestionable victoria del Partido Nacional Democrático, que gobierna desde hace casi 60 años, y de las protestas tras los ataques a una Iglesia copta el 1 de enero Alejandría.
  7. Mustafa AlHasan: Periodista saudí basado en Líbano y en distintos países del Golfo. En el contexto de Arabia Saudí, aliado de los países occidentales y del que apenas se visibilizan los abusos (hablamos sobre el contraste entre la visibilización mediática de Irán y Arabia Saudí aquí), AlHasan ofrece desde dentro una perspectiva muy valiosa para acercarse a asuntos relacionados con la libertad religiosa, la igualdad y los derechos humanos en su país y en el resto de la región.
  8. Nasser Weddady: Activista mauritano dedicado a la defensa de los derechos civiles en Oriente Medio y Norte de África. Es el Outreach Director del Congreso Islámico Americano, que promueve la tolerancia y el diálogo enre las comunidades musulmanas y el resto de poblaciones. Ha formado parte del movimiento contra la esclavitud en Mauritania y es especialmente activo en campañas por la liberación de blogueros detenidos en países como Bahrein.
  9. Ramy Raoof: Autor del Blog Egipcio por los Derechos Humanos y de Global Voices,  comparte, al igual que Gohary, la actualidad egipcia desde dentro en un contexto de aumento de la represión. Sus últimas contribuciones incluyen la cobertura a través de Twitter de las protestas en El Cairo solidaridad con las víctimas de la represión en Túnez.
  10. Sami Ben Gharbia: Activista tunecino, Director de Global Voices Advocacy y co-fundador de Nawaat. En un país en el que la represión contra cualquier forma de oposición al Gobierno va en aumento, la contribución de Ben Gharbia ha ayudado a atraer la atención sobre campañas de represión como la última que ha puesto en marcha el Gobierno contra el pueblo de Sidi Bouzid. Es también un referente en el análisis del activismo digital árabe, con textos como The Internet Freedom Fallacy and the Arab Digital Activism.

Son sólo algunos de los activistas que comparten distintos aspectos de la realidad en la región, en muchos casos arriesgando su vida, y que aportan una perspectiva necesaria y valiosa para conocer el contexto de estos países y lo que ocurre en rincones donde no siempre hay cámaras para mostrárnoslo.